COMIDA BASURA: ADICTIVA COMO LA HEROÍNA

No debe ser ninguna sorpresa que la gente tenga tanta dificultad para mantenerse en las dietas, o de que la obesidad en el mundo occidental continúa volando más allá de todos los registros anteriores.



Una nueva investigación sobre los efectos neurológicos del consumo de comida basura está confirmando cada vez más que el consumo de alimentos azucarados y altos en grasa produce exactamente los mismos efectos que tomar drogas ilegales como la heroína, con resultados previsiblemente similares.

Los estudios en animales han confirmado que el consumo de comida basura provoca la liberación de sustancias químicas de placer en el cerebro, y que el consumo regular en realidad hace que estos centros de placer se vuelvan insensibles. Esto lleva a la gente a comer más y más grandes cantidades de comida basura para obtener la misma sensación, en un procedimiento idéntico al característico de abuso de sustancias.

Los investigadores incluso han observado que los animales adictos a la comida basura pueden llegar a morirse de hambre durante semanas en lugar de comer alimentos saludables.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada